Capnograma

capnograma  

El capnógrafo ofrece una imagen del aparato cardiorrespiratorio de los pacientes que muestra la forma de onda del CO2, que proporciona información invaluable a los profesionales médicos.  Observar un valor de CO2 espiratorio final sin la forma de onda equivale a ver el ritmo cardíaco sin el trazado electrocardiográfico.

Durante la inspiración, el CO2 es esencialmente cero, y por lo tanto la inspiración se muestra en la línea inicial de cero. La fase 1 ocurre al comenzar la exhalación, y se muestra como A a B en el capnograma. El primer gas que aparece en el punto de muestreo es el último gas que se inhaló en las vías respiratorias conductoras. Este gas no se ha sometido al intercambio de gases, y por lo tanto está prácticamente libre de dióxido de carbono y permanece en la línea inicial de cero.

La fase 2 se caracteriza por un aumento rápido en la concentración de CO2 a medida que el espacio muerto anatómico se reemplaza con gas alveolar, lo cual lleva a la fase 3.  Esto se muestra de B a C en el capnograma.

En la fase 3 (C a D en el capnograma), todo el gas que pasa por el sensor de CO2 es gas alveolar, lo cual hace que la forma de onda del capnógrafo se aplane. Esto se conoce habitualmente como meseta alveolar. El valor del CO2 espiratorio final que se muestra en el monitor se considera el valor obtenido al final de la exhalación.

La fase 4 representa la inspiración y está marcada por un rápido descenso en la dirección del capnógrafo (D a E). El trazo descendente corresponde al gas fresco que está prácticamente libre de dióxido de carbono y pasa por el sensor durante la inspiración, excepto cuando ocurre una reinspiración. El capnógrafo permanecerá entonces en la línea inicial de cero durante toda la inspiración.